Capitanes de Arecibo | Baloncesto

Triunfó el carácter y la pasión

La resiliencia es la capacidad de los seres humanos para adaptarse positivamente a situaciones adversas. Anoche en el Coliseo Manuel Iguina Reyes se demostró cuánto carácter, pasión y deseo posee el colectivo Arecibo para superar las cosas que no puede controlar y aún así salir airosos.

Capitanes, en un juego que no fue fácil, tuvo que sudar y sacar la cría para vencer a un conjunto Cariduros que no cesó en su empeño de ‘robarse el juego en casa ajena”. El resultado de 104-100 refleja en parte lo reñido del encuentro, particularmente en los dos minutos de cierre, pero no dice la verdadera historia de las muchas cosas que pasaron sobre el tabloncillo.

Fue una dura prueba de contratiempo, superada por el impulso de un imparable Walter Hodge, la decidida aportación defensiva de Chamo Pérez, Johwen Villegas y Willie Rodríguez, la que no puede pasar inadvertida.

Al final del camino, la  fibra de David Huertas, Davon Jefferson, más dos tiros libres de sentencia por Hodge en la crisis del minuto final, evitaron la caída de un Arecibo que supo defender su territorio, a pesar de todo. Tal como lo hicieron en los restantes cotejos de ayer los locales de Bayamón y Quebradillas.

Capitanes de Arecibo / Nelson Faría

David Huertas anotó 20 puntos, mientras Walter Hodge (arriba) fue el mejor con 34 tantos.

Capitanes tuvo en jaque a Fajardo y en delantera de 15 puntos (84-69) y 9:04 para acabar. Pero un ataque de 20-6 por los Cariduros les metió en pelea y a tan sólo un canasto para empatar o irse al frente: 90-88, y 4:06 en el reloj. Fue el base Alvin Cruz, que por cuatro temporadas vistió la camiseta amarilla, quien por poco se convierte en verdugo  contra su antiguo equipo, al marcar 14 de sus 19 puntos en el periodo decisivo. Como dice el dicho: “no hay peor cuña que la del mismo palo”.

Davon Jefferson anotó un canasto en la pintura, mientras Huertas cobró dos tiradas libres para aumentar a siete la ventaja; 95-88.

Capitanes de Arecibo / Nelson Faría

Carlos Arroyo se fue de 13-13 en el área libre y cobró todas las faltas técnicas de Arecibo.

Del minuto 2:36 restante, Fajardo atizó cuatro triples, par de ellos por Ayuso, pero no pudieron organizar su agenda y fallaron a distancia con la intención de contrarrestar el déficit oscilante de tres puntos y empatar la pizarra. Quizás sí uno de los cuatro tiros precipitados y a distancia de Larry Ayuso, Arroyo o Ricky Sánchez hubiera acertado la historia sería diferente.

Eventualmente Hodge produjo sus puntos 33 y 34 del juego con 1:11 de crono para un 101-97. Jefferson entonces remató en la pintura (103-97) hasta que Ayuso trajo oxígeno a Fajardo con triple del lateral izquierdo con 29.4 segundos y al menos una posesión restante.

Capitanes de Arecibo / Nelson Reyes Faría

Alvin Cruz marcó 14 de sus 19 puntos en el último parcial, viniendo del banco.

Sin embargo, Arroyo erró en dos disparos similares y ahí quedó la esperanza de los rojiazules del este. El puntillazo final lo produjo Huertas con tiro gratis y 0.06 segundos en la pizarra.

La contribución de Villegas, Pérez y Rodríguez fue relevante, no por los 22 puntos de contribución, sino por el careo defensivo cuando los hombres de altura -Jefferson y Elonu- estaban sentados en el banco ante las faltas cantadas, lo que obligó al dirigente Pachy Cruz a protegerles. Los emergentes sacaron la cara en el tiempo oportuno.

El primer parcial finalizó 26-25, y la mitad, 49-46, en favor de Arecibo.

Capitanes de Arecibo / Nelson Reyes Faría

Roberto Vázquez, Carlos Román y Jesed Díaz.

Ciertamente no fue un partido que satisfizo a ninguno de los equipos, tampoco a la fanaticada, gracias y en parte a un pito justiciero que cobró 58 faltas, 29 por insignia, adjunto a cuatro técnicas a jugadores de Arecibo y una al apoderado; todas menos una durante el primer segmento y que metió en problemas a los refuerzos Jefferson y Chinemelu Elonu.

El saldo de las faltas personales y las técnicas fue de nueve puntos anotados por Carlos Arroyo.

Con 36.4 segundos y el reloj detenido, Luis Monrouzeau allegó al extremo contrario donde se encontraba el director de torneo Alfredo Morales para exponer su punto en defensa de los canasteros Huertas, Raymond Cintrón y  Elonu, que fueron ajusticiados por el silbato. La acción del propietario de los Capitanes motivó a que fuera expulsado del partido, no sin antes recibir otra infracción técnica. Esto generó entonces el detente de la acción por tiempo prolongado.

Los árbitros Roberto Vázquez, Jesed Díaz y Carlos Román, tomaron la decisión de abandonar el tabloncillo ante la renuencia de Monrouzeau de dejar su butaca cercana al banco del conjunto amarillo.

El partido estuvo detenido por cerca de una hora mientras Morales, Aníbal García (representante de árbitros BSN y FIBA) junto al gerente general de Arecibo, Ángel García,  se reunían en el camerino local para discutir el asunto y buscar una solución para proseguir el partido.

Posteriormente y tras invitar a Monrouzeau a participar de la reunión de emergencia, éste decidió ir a las gradas para quedar fuera de la cancha de juego y entonces reanudar la acción.

Por su parte, el regente de Fajardo, Felo Rivera, mostró su incomodidad por el dictamen, pero asintió en la continuación del evento y que el mismo se decidiera sobre el rectángulo. Posteriormente Morales dijo que haría hoy un informe al presidente del BSN para sopesar los atenuantes y tomar la acción correspondiente, sí alguna.

En resumen los 58 delitos marcados produjeron que dos jugadores de Fajardo salieran por cinco faltas (Milbourne y Buckner), más otros dos finalizaron con cuatro pecados. En Arecibo la pena fue de cuatro atletas con cuatro transgresiones.

Capitanes de Arecibo/Nelson Reyes Faría

Luis Monrouzeau, apoderado de Arecibo, y Alfredo Morales, director de torneo BSN,

Carlos Arroyo fue el mejor anotador de Fajardo con 27 puntos, de 13-13 en la zona libre, y produjo nueve asistencias. Elvin Cruz aportó 19 tantos, Landon Milbourne con 17, Reggie Bucner 15 más 10 rebotes, y Larry Ayuso con 10.

Por Arecibo, Walter Hodge marcó 34 y de 4-3 en triple; David Huertas sumó 20 con 8 asistencias y seis rebotes; Davon Jefferson aportó 16 tantos y tomó nueve rebotes, mientras Rafael ‘Chamo’ Pérez sumó 10 unidades.

Capitanes descansa hoy y mañana jueves viaja a Ponce para enfrentarse a los Leones, que ayer perdieron 101-87.

En el otro resultado, Bayamón superó a Aguada, 92-79.